martes, 29 de septiembre de 2015

Herpes Labial

El herpes labial es una infección que se desarrolla en los labios, en la boca y en las encías, como consecuencia de haber tenido herpes simple. 

Esta enfermedad provoca ampollas conocidas con el nombre de herpes febril. El herpes oral también es conocido como herpes labial.

La causa del herpes oral es una infección que se produce en la boca, ocasionada por el virus del herpes simple VHS1. Después de la primera infección, el virus se hace inactivo en los tejidos nerviosos que están en la cara. A veces el virus se reactiva y provoca herpes febril.

El virus VHS2 es uno de los más frecuentes entre los virus genitales. Esta enfermedad se contagia fácilmente, a través de contacto con la persona infectada, o tocar elementos que hayan sido infectados por el virus, pueden ser maquinitas de afeitar, toallas, platos, o artículos que puedan compartirse.

El virus se puede transmitir de padres a hijos, lo hacen a través de actividades diarias.

Los síntomas 

Muchas personas suelen presentar síntomas de ulceras en la boca ni bien entran en contacto con el VHS1.

Los niños suelen presentar esta enfermedad desde el primer año hasta los 5 años de edad.

Los síntomas pueden ser leves o graves, van apareciendo entre la primera y la tercera semana después que la persona entra en contacto con el virus.

Este virus puede durar hasta tres semanas.

¿Cuáles son los síntomas de advertencia para saber que estamos ante un caso de herpes labial?
  • Comezón o picazón en los labios o la piel que se encuentra alrededor de la boca
  • Ardor en los labios o en la parte exterior de la boca
  • Hormigueo en el área afectada 
  • Dolor de garganta 
  • Fiebre Inflamación de los ganglios linfáticos 
  • Suelen formarse ampollas o sarpullido de color amarillo o claro, costras en la herida, etc.

martes, 22 de septiembre de 2015

Fiebre reumática

La fiebre reumática es una enfermedad que se desarrolla después de una infección con las bacterias de los estreptococos del grupo A, como la faringitis estreptocócica o la escarlatina.

Esta enfermedad puede afectar las articulaciones, el corazón, la piel y el cerebro.

Las causas son variadas, esta enfermedad es muy común en todo el mundo y es la responsable de casos que sufren mucho daño en las válvulas cardiacas.

Generalmente se presenta en brotes aislados. La última vez que se tiene noción de su aparición fue en la década del 80.

La fiebre reumática es una enfermedad que afecta especialmente a niños que tengan entre cinco y 15 años de edad, y se desarrolla desde los 14 a 18 días después de haber sufrido una faringitis estreptocócica de escarlatina.

  • Los síntomas que se presentan son; 
  • Fiebre alta 
  • Dolores abdominales 
  • Problemas relacionados al corazón. 
  • Epistaxis 
  • Nódulos cutáneos 
  • Erupciones en la piel; generalmente se dan en el tronco y en las piernas o brazos, su apariencia es parecida a una serpiente o un anillo. 
  • Debilidad muscular 
  • Movimientos convulsivos espasmódicos descoordinados en la cara, los pies y las manos. 
  • Hinchazón en las muñecas, los codos, las rodillas o tobillos. 
  • Sarpullido rojo en el pecho, en la espalda, en el abdomen. 
  • Diminución del apetito 
  • Cansancio extremo 

El tratamiento para la fiebre reumática debe hacerse de inmediato en caso de que el paciente sufra dolores de garganta de forma severa, si tiene fiebre y dolor de cabeza, el medico tomara una muestra de cultivo de la garganta.

Fiebre reumatica
Si no hay dolor de garganta pero si se desarrolla sarpullido en la piel y hay fiebre, también deberá recurrir al médico de manera urgente para saber si se trata de esta enfermedad. Si el medico lo diagnostica con fiebre reumática le recetara un antibiótico.

Es muy importante que los medicamentos se tomen a la hora y de la forma que indica el especialista, debido a que si nos pasamos de horario el medicamento pierde efecto. No hay que suspender el medicamento si el medico no lo autoriza.

Los síntomas van mejorando al pasar un par de días, si las personas suspenden el medicamento porque empiezan a notar mejoría esto podría ocasionar graves consecuencias y los estreptococos podrían multiplicarse y afectar al corazón y otros órganos.

viernes, 18 de septiembre de 2015

Hongos en los pies

Es una infección que se genera en los pies y es a causa de hongos.

Esta afección no tiene término de duración, puede durar días o semanas depende del tratamiento que se haga y de las defensas que tenga la persona que lo padezca.

Las causas son diversas, el pie de atleta aparece cuando un hongo se esparce sobre la piel de los pies. 

Aparte de los pies el hongo puede expandirse hacia los talones, las palmas de las manos, entre los dedos, etc.

El pie de atleta es uno de los tipos más comunes de infecciones micóticas. El hongo progresa en áreas del cuerpo que son cálidas y húmedas.

La forma de contagio se cuándo se utilizan calzados que son muy cerrados y no dejan tomar aire al pie, sobre todo si son de plásticos, o cuando mantenemos húmedos los pies por mucho tiempo, o cuando se desarrollan lesiones en las uñas o la piel.

Esta afección es muy contagiosa y generalmente se transmite por contagio directo, o por utilizar zapatos de otras personas, también por bañarnos en piscinas o baños que tengan duchas públicas.

Los síntomas más comunes son la piel agrietada o con escamas entre los dedos del pie. Otros de los síntomas más molestos son la comezón y ardor que acarrea este tipo de hongo, también se suelen formar ampollas que supuran agua con mucho olor.

Los tratamientos para esta tipo de hongos serán dados por los especialistas, o bien se pueden acercar a la farmacia más cercana de su casa y pedir cremas o polvos antimicóticos de venta libre que ayudan a controlar la infección y reducir los síntomas.

Generalmente estas cremas deben contener clotrimazol, miconazol o tolnaftato. El medicamento se lo puede usar por una o dos semanas hasta que los síntomas vayan desapareciendo.

Recomendaciones

  • Mantener los pies limpios y secos, sobre todo entre los dedos, secarlos bien porque cuando los pies quedan húmedos es donde quieren aparecer los hongos. 
  • Lavarse bien los pies con jabón y agua, hacer lo mismo con los calzados que usamos habitualmente. 
  • Usar medias de algodón porque absorben la humedad del pie.

sábado, 27 de junio de 2015

Como evitar el golpe de calor

En el verano debemos tener mucho cuidado con las enfermedades y los estados que producen las altas temperaturas a nuestro cuerpo.

Hay que tomar las precauciones necesarias para no sufrir insolaciones o golpes de calor. El golpe de calor se padece cuando aumenta la temperatura del cuerpo por una exposición prolongada bajo el sol, o también puede ocurrir cuando se hace ejercicios en ambientes acalorados o donde no haya la suficiente ventilación.

En estas circunstancias el organismo tiene problemas para regular la temperatura a través de la sudoración y es allí cuando se produce un aumento de la temperatura corporal provocando el golpe de calor. Algunos de los síntomas que presenta sufrir un golpe de calor son tener una temperatura mayor a 40 grados, sudar excesivamente, sentir sofocamiento, también agotamiento y debilidad, mareos o desmayos, no tener hambre, malestar en general, dolores de cabeza entre otros, y si no se trata hasta puede llegar a producir convulsiones o que la persona que lo sufre entre en estado de coma hasta es posible que se produzca la muerte de la persona si no es tratada como se debe, así que a tener mucho cuidado a la hora de hacer ejercicios y o tomar sol en horas no recomendadas.

Los más delicados son los bebes y niños menores de un año debido a que su cuerpo tiene menor capacidad para regular la temperatura. En los niños más pequeños los síntomas se pueden ver cuando se irrita la piel por el sudor en el cuello o en el pecho y las axilas o en la zona del pañal, así como también si la criatura llora mucho y esta irritable.

También las personas que sufren enfermedades crónicas deben cuidarse mucho y aquellas que tienen problemas de piel pero sobre todo los más ancianos y los pequeños.

miércoles, 27 de mayo de 2015

Gripe de Verano

Gripe de Verano
El verano trae consigo muchos virus sobre todo respiratorios, pero generalmente no afecta a muchas personas, lo que si produce, es la gripe y el cambio de clima que hacen aquellos que trabajan dentro de oficinas con aire acondicionado y salen afuera, el cambio brusco de clima produce resfríos y dolor de garganta.

La gripe de verano es causada por un virus transmitido por el contacto con la persona o también oralmente. Debido a que en verano el ambiente es más cálido, los virus buscan organismos que tengan el sistema inmunológico bajo, y el uso constante de aire acondicionado facilitan a que a estos a ingresar a nuestros organismos.

Los virus se transmiten por el aire a través del estornudo o de la tos hasta inclusive cuando una persona habla por la saliva de la persona infectada. También se transmiten por contacto directo con la persona o animal infectado o al tocar objetos contaminados, estos parásitos pueden sobrevivir en las manos hasta tres días después de haber tocado el objeto.

Los síntomas que se presentan son la tos, angina, jaquecas o dolores de cabeza, fiebre, dolor de oído y agotamiento entre otras cosas. Para fortalecer el sistema inmunológico se recomiendan hacer reposo, beber mucho líquido durante el día para evitar la deshidratación, y también se recomienda comer muchas frutas y verduras.